En un emotivo encuentro, el viernes 31 de mayo, como parte del ciclo de Cine Debate que lleva adelante nuestro Centro Cultural, se proyectó el documental – corto “¡Las Mujeres también podemos levantarnos!: Historias de vida y violencia”, cuya idea brotó desde nuestro Programa de Formación Misionera.

Este video relata las historias de dos mujeres que pasaron por episodios de muerte y violencia que marcaron sus vidas. Por un lado, Emiliana cuenta cómo tuvo que soportar el feminicidio de su hija y tiempo después, el de su sobrina. Por otro lado, Ángela relata la dura época que le tocó vivir al lado del padre de sus hijos, quien la agredía física y psicológicamente.

En ambos relatos el denominador común es la capacidad que ambas mujeres tuvieron para levantarse y luchar contra la difícil situación que vivían. Ángela afrontó la difícil tarea de buscar que se haga justicia, pero no se quedó ahí, tiempo después de lo que había vivido fundó la organización “Mujeres de Fuego”, quienes en la actualidad luchan por los derechos de las mujeres en situación de violencia.

Para este encuentro contamos con la presencia de Emiliana, quien narró a los asistentes lo difícil de la situación, no solo por el hecho de haber perdido a su hija, sino también por todo lo que tuvo que pasar para que se haga justicia.

Relató también con lágrimas en los ojos, que a pesar de lo que le había hecho a su hija no sentía odio por su victimario, pero que no descansaría hasta que se haga justicia. Explicó además que, en gran parte, gracias a Mujeres de Fuego, es que logró sobreponerse y continuar en su lucha. Hoy es parte activa de esta organización.

Luego del relato, los asistentes debatieron acerca del porqué del aumento en la cantidad de feminicidios, y los casos de violencia contra la mujer. Entre algunas posibles respuestas estuvieron: la pérdida de poder, el concepto general de lo que es el desarrollo, como algo puramente material y que produce frustración y la naturalización de la violencia.

Finalmente, se hizo el reconocimiento y agradecimiento a Emiliana por su fuerza, empuje y capacidad para sobreponerse a través de una plaqueta con la inscripción: “Por ser una mujer de pie que trabaja comprometidamente por los derechos de las mujeres”